Afirma Pompeo, ambiciones y protagonismo de la oposición han sido traba para forzar salida de Maduro

Alfonsina Ríos / Venezuela RED Informativa

El gobierno norteamericano se ha topado con la división que existe en el seno de la dirigencia opositora en Venezuela, lo cual, ha sido un obstáculo para conservarla unida, reconoció el Secretario de Estado, Mike Pompeo, en una reunión privada.

“Nuestro dilema, que ha sido mantener unida a la oposición, ha resultado ser tremendamente difícil”, esa opinión fue recogida este miércoles por el diario The Washington Post, que obtuvo de un audio de una reunión privada que Pompeo sostuvo en Nueva York.

Las ambiciones y protagonismo de la falsa oposición, siempre han sido evidentes cuando se busca una solución a la crisis venezolana, ya que la misma persigue el logro de sus conveniencias de cohabitación, pequeños espacios de poder y negociaciones con la organización criminal opresora durante estos largos años de la infausta “revolución”.

Por lo tanto no está lejos Pompeo de lo que también en la misma reunión señaló: “En el momento en que Maduro se vaya, todo el mundo va a levantar la mano y (decir): ‘Elígeme a mí, yo soy el próximo presidente de Venezuela’. Serían más de 40 personas las que se creen que son el legítimo heredero de Maduro”.

De acuerdo con personas consultadas en la calle, la mayoría rechaza a la MUD como a Maduro, ven en ella el puro colaboracionismo y ambiciones individuales, una ficticia unidad que ha perjudicado en todo este tiempo y consideran que para salir de esta tragedia es necesario un nuevo liderazgo que corte a la oposición colaboracionista y al régimen.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

diecisiete + dieciseis =