Celebrar

Editorial / Venezuela RED Informativa

Si entre mayo y junio de este año Norteamérica revivió alguna de las muchas escenas que dibujaron sus convulsionados años 60, luego de que se viralizará un video de abuso policial en contra de un individuo de color. Sí, con solo “eso” bastó y tuvo medio país para que muchas de las calles de sus principales ciudades se transformaran en zonas de guerra urbana. Sí, la gente tras el primer encierro por la peste china tomó el pavimento para romper, incendiar y destrozar todo lo que se pusiera en su camino.

¿Qué terminará sucediendo en USA al final del espinoso “asunto” de las elecciones del 3 de noviembre, solo con resultados cantados por CNN?

Biden anda apuradito por asumir el coroto. La señora Kamala se desespera: su tiempo como VP fue “arreglado” como breve. La gente, armada hasta los dientes, está manifestando nuevamente fuera de sus casas, con y sin máscara, con o sin distanciamiento social. La Fiscalía tiene abierto un caso de fraude electoral masivo. Y Mister Donald Trump continúa jugando al golf en los campos de sus hoteles.

Una calma explosiva se debe estar sintiendo allá, en el Norte. Al grupo transnacional de los mamarrachos del siglo XXI le dio por frotar la lámpara y el genio maligno está por aparecer.

El “asunto” electoral norteamericano tiene y va a tener su momentun. No demoran en prenderse los disturbios. Es lógico suponer una ola enorme de violencia doméstica, posiblemente como nunca antes.

Este modus operandi de mafia electoral ya había sido superado en ese país hace muchísimos años. De hecho, fue parte de su feo pasado un poco antes de la entrada del siglo XX, cuando ocurría con demasiada frecuencia. Pero hoy los demócratas del siglo XXI lo han reeditado peligrosamente. A un “costo” aún incalculable tanto para América como para el resto del mundo.

Las cartas están echadas. Lo que está en la mesa como pote, es el concepto y la práctica del ejercicio de la libertad personal como estilo y como forma de vida. ¡Ojalá y tengamos TODOS algo que CELEBRAR!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

8 + 6 =