Cobas

Editorial / Venezuela RED Informativas

Si algo está quedando inequívocamente claro de la asonada del pueblo en rebeldía de Cuba es el tamaño del “compromiso” de la Administración Biden/Harris con la libertad en este hemisferio.

Más que un “arréglatelas como puedas”, la actual Administración norteamericana, está montada en un rotundo “¡jódete!”, con todas y cada una de sus letras.

Así, para todos aquellos pueblos que “disfrutamos” de democracias participativas, protagónicas y progresistas, en donde se nos mata, se nos hace desaparecer y se nos obliga a no pensar, nos sale dialogar y caernos a COBAS, porque según esta gente, las “cosas” van a cambiar solas. No hay de otra.

El poderoso Marco Rubio, el mismo que cerró la boca y miro pa’ otro lado en el momento estelar del colosal fraude electoral perpetrado en contra de Donald Trump, botó la piedra. No ha podido agenciar la salida de la flota libertaria de cubanos en el exilio, preparada para “negociar” en el patio de Díaz-Canel una salida por las malas. ¡Duro!

Después de los viajes de advertencia y amenazas bien claras y directas que llevó a cabo la VP Harris a Centroamérica, Cuba se está convirtiendo en la expresión más ruda del desentendimiento del compromiso de Norteamérica, para con los pueblos oprimidos.

Aquello que inició Obama a través de una feroz persecución en contra de la migración y de los migrantes ilegales, lo está completando impecablemente Joe Biden.

De comunicados vacíos, estupideces y embajadores virtuales no pareciera que van a pasar las “cosas”. La Casa Blanca se arregló con la parte del mundo donde no importa para nada la vida humana. Todo indica que, como política de estado, “esta” América parece estar dispuesta a convivir con los gobiernos más atroces, forajidos y desalmados de la región… ¡sin que ello les represente ningún tipo de problema!

Seguramente Rusia les recordó de sus viejos límites en el Caribe, que datan de la era de la Guerra Fría y que no han expirado. China les habrá enseñado los papeles de propiedad que tiene sobre Venezuela. E Irán los convenció sobre su derecho divino, sobre parte del subcontinente suramericano.

Total, todo indica, a la luz de lo que sucede en Cuba, que solo nos queda a nosotros una ridiculez para noviembre, con arreglo electoral, que son puras COBAS.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

7 − cinco =