Día de Difuntos: Muertos no descansan en profanado Cementerio General del Sur de Caracas

Trinidad Martel / Venezuela RED Informativa

Leímos con atención y vimos con estupor las fotos de una estimada colega periodista por las redes sociales de los escombros y centenares de tumbas profanadas en el histórico Cementerio General del Sur de Caracas, con motivo del día de Los difuntos que en Venezuela y en muchas partes del mundo se conmemora este sábado 2 de noviembre.

Las imágenes del Cementerio General del Sur de HOY, muestran a una Venezuela en total descomposición moral y de valores. ¡Cuántas personas murieron por imponer y defender el chavismo y el resultado de todo ese sacrificio se ve reflejado en este histórico camposanto, en dónde ni los muertos descansan en paz!

Leímos con consternación la crónica de la colega periodista. Y muchos venezolanos, nos horrorizamos que nadie en estos momentos esté jugando Fútbol con los cráneos de nuestros familiares, o que sus osamentas hayan sido o estén siendo utilizadas en rituales santeros. Que Dios perdone a los que llevaron al país a esta condición infrahumana en que está hoy, pero muchos venezolanos, no creemos que los podamos perdonar.

Nos hacemos las mismas preguntas de la colega, ¡a dónde van las osamentas de los fallecidos? ¡A dónde se las llevan los responsables del Cementerio General del Sur, que dependen de la Alcaldía del Municipio Libertador?

Relata la colega periodista, que la tumba más visitada, sigue siendo la de María Francia, una de las difuntas más visitadas por los estudiantes para que los ayude en sus exámenes, quien no reposa en el lugar en el que se le edificó un monumento, sino en otro mausoleo que está en el mismo cementerio (en el cuartel 26 norte) y pertenece a otra parte de su familia.

Entre los personajes venezolanos ilustres sepultados allí se encuentran y muchas de estas tumbas han sido profanadas y están entre mucho monte y un ejército de zancudos! están las de: Raimundo Andueza Palacio, Juan Pablo Rojas Paúl, Miguel Otero Silva, Carlos Delgado Chalbaud, Andrés Mata, Martín Tovar y Tovar, el general Ramón Centeno, Victorino Ponce, Látigo Chávez, Anacleto Clemente Bolívar, Rómulo Gallegos, Argimiro Gabaldón, Aquiles Nazoa, que señala la colega que “esta está impecable en medio de tumbas despedazadas con mucha maleza” entre muchos otros.

Algunos tienen monumentos funerarios especiales como el que tiene la Familia Caldera, el Panteón de los Bomberos, el panteón del presidente Isaías Medina Angarita o el Mausoleo de Joaquín Crespo, este último construido en 1898.

Resalta, que las únicas tumbas muy bien resguardadas y las más hermosas son las del “proceso revolucionario” como son las de Lina Ron, Eliécer Otaiza, Robert Serra y la de Jorge Rodríguez (padre), que están al comienzo del cementerio, luego de la Iglesia del Cementerio.

Las fotos del histórico Cementerio General del Sur de Caracas, que fueron realizadas hace dos días, pareciesen de un país en guerra bombardeado. Esta revolución NO respeta NI a los muertos. Nada se les salva. Este lugar de miles de difuntos desde 1875, muestran hoy el desprecio de un régimen por las tradiciones, por la preservación de nuestra historia, deprecio por los valores familiares y ciudadanos y por el desprecio total del ser humano tanto en vida como después de muertos.

Este sábado 2 de noviembre, los difuntos tampoco tendrán paz en Venezuela, ni tampoco sus dolientes al no tener en dónde ponerles flores o en dónde rezarles en medio de tantos escombros y tumbas profanadas.

Hay muchos testimonios, que, en otras regiones del país, los cementerios también están en muy malas condiciones y muchas tumbas también han sido profanadas. Estas prácticas horribles, nunca sucedieron en el país, una nación mayoritariamente muy cristiana-católica desde siempre, antes que llegara Hugo Chávez y su gente al poder hace más de dos décadas con sus prácticas de magia negra y de santerismo, embelesados con Fidel y Raúl Castro.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: