En Venezuela ni los cadáveres se salvan de ser robados: Prótesis y dientes de oro se «pierden» en las morgues

Úrsula Montenegro / Venezuela RED Informativa

El hurto de dos prótesis a un cadáver por parte de un empleado del Servicio Nacional de Medicina y Ciencias Forenses (Senamecf) dejó al descubierto qué ocurre en la morgue de Bello Monte en Caracas.

Los familiares de la occisa Yunis Karina Cardoso Moreno denunciaron que la semana pasada llevaron a la medicatura forense el cadáver de la dama. La mujer falleció por complicaciones respiratorias luego de una intervención quirúrgica estética para el aumento de sus senos.

El protocolo indica que a la mujer debían extraerle las prótesis y luego colocarlas de nuevo. Con esto se evita que sean comercializadas en el mercado negro, pero este proceso no fue llevado a cabo. Un asistente de apellido Rojas sacó las prótesis del cadáver y las refrigeró.

Cuando el cadáver se preparaba para los actos fúnebres, los deudos se percataron que faltaban las prótesis e hicieron el reclamo ante la dirección de la morgue de Bello Monte.

El asistente no fue detenido por el hecho, pero se le exigió que presentara su renuncia. El caso fue identificado con la nomenclatura del expediente K-21047700124.

Los familiares pidieron que las prótesis fueran colocadas de nuevo en el cuerpo de la mujer. El procedimiento se ejecutó en la funeraria.

Diente de oro

Esta no es la primera vez en la que un trabajador del Senamecf está implicado en el hurto de pertenencias de cadáveres en las medicaturas forenses. Otro caso sonado fue el del robo de un diente de oro de un cuerpo en la morgue de Ocumare del Tuy, estado Miranda.

Un empleado del Senamecf le quitó el diente de oro al cadáver de Yeifren Yánez, de 26 años de edad, quien era policía municipal de Miranda.

La familia de Yánez denunció lo ocurrido al Cicpc, una comisión se trasladó hasta la morgue. Procedieron a revisar al funcionario que recibió el cuerpo y al ser verificado se le encontró la pieza dental en sus bolsillos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

dieciocho − quince =