La injusta justicia social de los totalitarios globales (y en Venezuela además es criminal)

Rodolfo Zárate / Venezuela RED Informativa

Donde no hay lógica de vida, todo ha de ser ilógico – El autor

En referencia al mundo tenemos el conflicto árabe-israelí muy mediatizado por comunistas y árabes quienes impusieron los tres “NO” al acuerdo propuesto por Israel: NO al reconocimiento del Estado de Israel a existir, NO a la paz y NO a la negociación con Israel. Ahora hablemos de los países en disputa: Palestina fue nombrada por primera vez por el emperador Adriano en el 135 d. C., su economía depende mucho de la ayuda extranjera, cohabitan con grupos terroristas que constantemente atacan a Israel y propician la inestabilidad en el mundo. Por su parte, Israel que existe desde hace más de 3000 años, es un estado democrático y laico, posee el más alto promedio de universitarios del mundo, el índice de desarrollo humano (IDH) es de 0,919 uno de los más altos del planeta. Por último y más importante, es que su economía de libre mercado está basada en el conocimiento ¿Porqué no aprendemos de ellos? A diferencia de la oposición venezolana delinearon objetivos claros y están decididos a utilizar todos los medios disponibles para mantener su supervivencia.

La tragedia venezolana impuesta por los criminales comunistas desde 1999 es muy conocida, lo desconocido es la magnitud del daño causado, y debido tantas denuncias de los familiares por la pérdida de seres queridos es que se puede estimar lo alarmante de la situación, este drama devela una política criminal, el genocidio como política de gobierno, y un comunismo robolucionario basado en justica politizada o la “Justicia social injusta” de Luis Pazos, hambruna y destrucción de todos los elementos que componen una sociedad, para exacerbar la IRA, PASIÓN y DESESPERANZA.

Escuchando las demandas de Nicolás Maduro para dialogar se aprecia a todas luces que negociación “NO HAY”. Debido a que las demandas del grupúsculo criminal son: levantamiento de las sanciones, reconocimiento de la estructura criminal y devolución de los activos congelados por diferentes naciones en el mundo, por su parte la oposición pide elecciones generales, liberación de los presos políticos y justicia transicional. El problema es que los narco-criminales solicitan que para sentarse a dialogar sean satisfechas sus demandas. ¿Una vez satisfechos con que negocia la oposición? ¿Cuántas veces han hecho lo mismo y no cumplen? ¿Será que no entienden en la oposición que lo deseado por los criminales es tiempo? Una de las fórmulas para mantenerse en el poder que aplican los tiranos es: glorificar el pasado para desvirtuar el presente; conducir campañas comunicación con mensajes alienados con el objeto de distorsionar la realidad nacional; y empleando un término de Roberto De Vries, la “Ausencia de verdadero capital social”, a fin de lograr una incapacidad emocional colectiva sobre la base de la ira, la desesperanza y el terror, ¡Vaya forma de dominación! Recordemos Hugo Chávez en enero del 2008, después de perder el referéndum consultivo impuso las tres “R”, cuyo significado propagandístico fue revisión, rectificación y reimpulso, transformándose en insulto, descalificación, humillación y totalitarismo del bueno ¿Cuándo aprenderán los negociadores de la oposición? ¿Serán acólitos, necios o caimanes del mismo pozo? ¿Por qué son tan mansos?
Intentando explicar esta tragedia desde otra óptica, es el Sr. Gonzalo Arena Hödar de Chile quien citando al filósofo post-marxista argentino Ernesto Laclau (1935-2014) en un video explicativo, nos dice: “Es imposible lograr acuerdos o consensos razonables en una democracia liberal; la radicalización de la democracia es aumentar la conflictividad social, se deben construir varios sujetos políticos; el populismo sirve para fomentar el odio, crear un enemigo que permita incidir directamente en las emociones de la masa; mantener un significante vacío con símbolos como injusticia social, igualitarismo, corrupción de las clases dominantes, para lograr la destrucción de la democracia liberal”. Todo ese escenario ya se cumplió en Venezuela ¿Qué esperan los negociadores de la oposición lograr a parte de nada? ¿Porqué acceden a negociar? Que impotencia se siente cada vez que observamos a los pseuo-opositores hablar de diálogos o negociación con los criminales ¿Porqué no califican a los criminales como lo que son? ¿Será que nos faltan más muertes y destrucción para que entiendan lo grave de la situación? Debemos esforzarnos mucho más para lograr la libertad con justicia.

“Así pues como el ser humano, cuando alcanza su perfección es el mejor de los animales, así también, fuera de la ley y la justicia es el peor de todos”. Aristóteles (384-322 a. C.).

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

18 + 20 =