La legítima defensa que Colombia no ejerce, ¿por qué?

Carlos Ramírez López / Venezuela RED Informativa

En reciente exposición el presidente Iván Duque denunció un conjunto de actividades terroristas que vienen azotando a Colombia siendo la mas reciente el magnicidio frustrado que se ejecutó en su contra cuando el helicóptero en el que viajaba fue objeto de un ataque denunciado por su ministro de la Defensa -Diego Molano- en compañía del Fiscal General -Francisco Barbosa- entre otras autoridades como “planificado en Venezuela”. También el gobierno colombiano ha revelado informaciones recogidas por fuentes de inteligencia de que los jefes de los grupos terroristas que mantienen bajo asedio a Colombia viven y operan desde Caracas y otras ciudades con apoyo del gobierno de Nicolás Maduro todo lo cual representa una sostenida agresión militar. La pregunta obligada que surge de tales denuncias es ¿Porqué no hay respuesta defensiva?

Esto dijo el ministro

“Con todo el material probatorio es claro que este atentado contra el presidente y contra la Brigada 30 fue planeado desde Venezuela y por lo tanto es necesario hacer una reflexión a la comunidad internacional sobre cómo el régimen del presidente de Venezuela sigue albergando terroristas desde donde se planean ataques a la institucionalidad colombiana”.

“Así se mueven Iván Márquez, Santrich, Romaña y ‘El Paisa’ en Venezuela”

La revista colombiana Semana tituló de esa manera un intenso y documentado reportaje sobre las actividades de las fuerzas guerrilleras colombianas que operan desde nuestro territorio con apoyo de autoridades del gobierno de Maduro, operaciones que están destinadas a actividades tanto de narcotráfico como del terrorismo. Al respecto invito a ver ese material a través del siguiente enlace:

https://www.semana.com/nacion/articulo/exclusivo-asi-se-mueven-ivan-marquez-santrich-romana-y-el-paisa-en-venezuela/202122/

La política intervencionista

Desde los tiempos de Hugo Chávez quedó clara la política intervencionista de su gobierno y el de Maduro en favor de las organizaciones terroristas dirigidas a asaltar al Estado colombiano, a tales efectos cabe recordar la incautación de las computadoras del jefe guerrillero conocido como Raúl Reyes en aquella recordada acción comando que se denominó “Operación Fénix” que ejecutó el ejercito el 1 de marzo de 2008 en zona fronteriza con Ecuador donde éste tenía su base. Sobre el guerrillero estaban vigentes 25 órdenes de captura por imputaciones de terrorismo, homicidio, narcotráfico, secuestro, lesiones personales, porte de arma, entre otros. Los textos contenidos en aquellas computadoras que entonces se dieron a conocer públicamente demostraron sin lugar a duda las actividades del gobierno chavista en apoyo al narcotráfico y al terrorismo, y tanto fue así que la ubicación precisa del grupo guerrillero la obtuvo el ejército colombiano gracias a la interceptación de una comunicación que se producía entre el jefe guerrillero y Hugo Chávez. En el procedimiento fueron incautados, entre otros, mas de 37 mil documentos, 10 mil archivos multimedia, 452 hojas de cálculo, 201 mil imágenes y numerosos informes que permitían comprobar detalles de esas relaciones entre las FARC y el gobierno venezolano. Entre otros medios la revista Semana publicó un material que puede verse mediante este enlace:

https://www.infodefensa.com/wp-content/uploads/Computador%20Reyes.pdf

El informe técnico de Interpol

El material que se encontraba en las computadoras de Raúl Reyes fue enviado a Interpol a los fines de que se dictaminara sobre su pureza y el organismo policial concluyó en que ese contenido de las computadoras no fue manipulado, que podría ser utilizado como prueba judicial. Este informe fue entregado en la Cancillería en Bogotá por Ronald Kenneth, Secretario General de INTERPOL, mas sin embargo posteriormente la Corte Suprema de Justicia las desestimó por no haber sido obtenidas de manera legal, determinación solo valedera según las técnicas del proceso judicial, pero no para los efectos de la defensa de la soberanía nacional.

Colombia debe y puede defenderse

Resulta pues mas que evidente la sostenida agresión que contra Colombia viene ejerciendo el gobierno venezolano que no solo son en el plano político sino también ataque armado que se ejecuta en coalición con estos grupos subversivos que han formado ejércitos como lo han proclamado abiertamente desde Chávez hasta Maduro, y eso es el presupuesto para el que se creó el mecanismo defensivo o sistema de defensa colectiva denominado Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) que es un instrumento en el cual los 30 países miembros entre los que se encuentran Estados Unidos, Reino Unido, Bélgica, Canadá, Dinamarca, Francia, Islandia, Italia, Luxemburgo, Noruega, Países Bajos, Portugal, se comprometen a la defensa mutua como se determina en su artículo 5 de la siguiente manera:
“Artículo 5. Las Partes acuerdan que un ataque armado contra una o ms de ellas, que tenga lugar en Europa o en América del Norte, ser considerado como un ataque dirigido contra todas ellas, y en consecuencia, acuerdan que si tal ataque se produce, cada una de ellas, en ejercicio del derecho de legitima defensa individual o colectiva reconocido por el artículo 51 de la Carta de las Naciones Unidas, ayudar a la Parte o Partes atacadas, adoptando seguidamente, de forma individual y de acuerdo con las otras Partes, las medidas que juzgue necesarias, incluso el empleo de la fuerza armada, para restablecer la seguridad en la zona del Atlántico Norte. Cualquier ataque armado de esta naturaleza y todas las medidas adoptadas en consecuencia serán inmediatamente puestas en conocimiento del Consejo de Seguridad. Estas medidas cesarán cuando el Consejo de Seguridad haya tomado las disposiciones necesarias para restablecer y mantener la paz y la seguridad internacionales”.

Los tres poderes aprobaron la asociación a la OTAN

Desde el año 2013 Colombia realizó una ardua labor para convertirse en socio global de esta organización transatlántica, y en esa actividad interactuaron sus tres poderes públicos. El 31 de mayo de 2018 como consecuencia del postconflicto donde Colombia y la OTAN estaban en desarrollo de una mayor cooperación militar se formalizó el ingreso del país al mencionado pacto que entonces suscribió Juan Manuel Santos. Ese convenio fue ratificado por el legislativo mediante ley aprobatoria y por sentencia de la Corte Constitucional. Luego, cabe la pregunta ¿Porqué no se utiliza este instrumento ante el inclemente ataque del que es víctima? ¿Porqué Colombia no convoca a la OTAN para solicitar la debida respuesta conjunta a la reiterada agresión de que viene siendo víctima de parte del gobierno de Maduro?¿Para que el Estado puso en movimiento este complejo y costoso entramado institucional si no se iba a utilizar?

EL SOLO ANUNCIO DE QUE SE LLEVARÍA EL CASO A LA OTAN… generaría un gigantesco maremágnum dentro y fuera de Colombia y pondría en primera línea del debate la gravísima situación que significa la desbocada actuación de la narcoguerrilla respaldada por el régimen de Maduro con miras de hacerse del poder total en Colombia.

Para este artículo he tomado varias opiniones de personas conocedoras de la realidad política colombiana, me hablan de la complejidad de la situación política del país. De la influencia que ha alcanzado en todo el sistema de justicia las ideas “progresistas” o socialistas que igualmente han permeado a todo el sistema educativo con lo cual ha envenenado la mentalidad de los jóvenes. También me dicen que una confrontación militar con Venezuela sería muy costosa, pero se quedan dudando cuando les hago la pregunta si a la postre no será mas caro dejar que esas oscuras fuerzas del narco comunismo tomen el poder y se adueñen de Colombia para perderla por siempre. ¡AVE MARÍA PURÍSIMA!

@CarlosRamirezL3

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

veinte + 4 =