Rumores

Editorial / Venezuela RED Informativa

Cuentas claras conservan amistades. Gobierno y Alianza ya están arreglados. Aún cuando el “numerito” de las vacunas se le cayó a FEDEDECÁMARAS, para Guaidó y para su Banda se volvieron a abrir todo un mundo de posibilidades de buenos negocios.

Para ellos, ahora el nombre del juego son las vacunas en contra de la peste china. Con un claro sentido de la mercadotecnia política, se cambiaron rápidamente de las ayudas humanitarias a las vacunas en menos de lo que espabila un loco. Venezuelan Smart Kids!

Ahora sí, tíos, primos, Leopoldo, Lilian, Borges, Ramón José y el resto de la flora y fauna que compone la Alianza, TODOS están montados en un mismo propósito: ¡comprar las vacunas! Sin posibilidad de duda alguna: ¡una formidable lucha por la salud de todo un país!

Por su parte, la NARCOCRACIA de Caracas se dice y se desdice sobre el mismo tema todos los días. Es que la competencia consiste en cuál banda del crimen desorganizado que explota a Venezuela, roba más dinero y cuál de ellas lo logra hacer primero, dando buen uso al terror que produce en la gente el horror de la pandemia.

Desplomada la opción “privada” de clínicas y FARMATODO, volvemos a quedar totalmente en las manos de los rufianes de siempre: gobierno y oposición.

La tercera semana de abril termina, y aún no hay nada claro. Solo RUMORES. Solo las eternas estupideces de Delcy Eloína y las mismas idioteces de Juan Guaidó. Pero nada de vacunas. Nada en serio. Nada masivo. Nada que nos permita soñar con el fin de este encierro.

Esto se está convirtiendo en algo parecido al cuento de la eternidad de la revolución bolivariana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

7 − cinco =