USA revoca visas a jefes de las Faes y Dgcim, y a sus familiares (+Video)

Alfonsina Ríos / Venezuela RED Informativa

El Departamento de Estado de EE.UU. tomó nuevas acciones contra funcionarios del régimen de Nicolás Maduro y sus familiares, revocándoles las visas a los comandantes Rafael Enrique Bastardo Mendoza, jefe de las fuerzas especiales de policía de Venezuela (FAES), e Iván Rafael Hernández Dala, comandante de contrainteligencia militar (DGCIM), por su “participación en violaciones graves de los derechos humanos”, así lo dio a conocer a través de un comunicado de prensa el secretario del Departamento de Estados Unidos Mike Pompeo, por la red social  en su cuenta de Twitter.

“Rafael Bastardo Mendoza e Iván Hernández Dala, los comandantes de # Venezuela de la policía y de inteligencia especiales fuerzas y sus familiares, se han designado bajo la Sección 7031 (c) debido a sus violaciones graves de los derechos humanos. # EstamosUnidosVE”, posteó el secretario del Departamento de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, por la red social en su cuenta de Twitter, ol cual acompañó con un comunicado de prensa.

Dijo que además de la designación pública de Bastardo y Hernández, a quienes se les revocan las visas estadounidenses, también designó públicamente a las esposas de estos funcionarios respectivamente, Jeisy Catherine Leal Andarcia y a Luzbel Carolina Colmenares Morales, así como a los hijos menores de ambos comandantes.

Señala  en la nota de prensa que la Sección 7031 (c) permite al Departamento de Estado revocar visas para funcionarios extranjeros y sus familiares inmediatos y que estos individuos no son elegibles para ingresar a Estados Unidos.

Esta medida tomada bajo la Sección 7031 (c) de la Ley del Departamento de Estado, Operaciones Extranjeras y Programas relacionados del año fiscal 2019, “se suma a la acción del gobierno de EE.UU. del 15 de febrero de 2019 para sancionar financieramente a Bastardo y Hernández de conformidad con la Orden Ejecutiva 13692 por su participación en abusos de derechos humanos, represión y corrupción”, se detalla en el escrito de prensa.

Estas sanciones  responden a que las FAES y La DGCIM dirigidas por  Bastardo y Hernández “han sido implicadas en violaciones y abusos de los derechos humanos y la represión de la sociedad civil y la oposición democrática”, añade Pompeo en la nota.

Dice que el informe del 5 de julio de 2019 del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, ha sido determinantes para tomar esas medidas, así como en informes creíbles de otras organizaciones de derechos humanos, y que en el  informe Bachelet se señala al menos 7.523 ejecuciones extrajudiciales documentadas por una organización no gubernamental venezolana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 + 13 =