Verano

Editorial / Venezuela RED Informativa

Venezuela está en pleno VERANO. Se fueron las lluvias y también se va la luz. El país occidental pasa más horas al día sin que con electricidad. No es cuánto duran los apagones: ¡es cuánto tiempo tenemos electricidad! Porque, regresa por un rato y se vuelve a ir.

¡Por supuesto! Para la porquería del siglo XXI, las largas oscuranas siguen asociadas al “imperio”. Lo de siempre: un grupo de maleantes internacionales igualitos al señor del Monopolio, con bigote, monóculo y chistera, consagrados a acabar con nuestra paz y con nuestra felicidad, están ensañados con Venezuela y en contra de los venezolanos. ¡De estúpidos!

El gobierno bolivariano, como siempre, deja bien claro que no tiene nada que ver con el desastre del sistema eléctrico nacional. Para hacer historia: el mejor y más extendido de la América Latina en otros tiempos.

Hasta resulta fastidioso recordar otra vez que nuestra poderosa interconexión eléctrica corrió la misma suerte que la industria petrolera venezolana. Otros tantos “Rafael Ramírez” saquearon y robaron casi que hasta su extinción cables, transformadores, generadores y hasta pilas Every Ready. ¡Acabaron con todo! ¡Se llevaron hasta el agua del Gurí!

Por lo que se oye, muy pronto alguna empresa china, alemana o española le echará el guante a la producción y la distribución de luz en Venezuela.

Y la gente estará feliz, si puede usar su nevera todo el día. La democracia política se resbala de entre las manos de todos aquellos que están pasando las de San Quintín. Se entiende, ¿Verdad?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cinco × 4 =